La OMS selecciona como buenas prácticas las pruebas rápidas de VIH que realiza Médicos del Mundo

Ha incluido el programa de test rápidos como ejemplo de buenas prácticas entre sus recomendaciones para la detección del VIH. Con estas indicaciones, la OMS busca facilitar al máximo el acceso a la prueba del VIH para prevenir nuevas infecciones y preservar la salud de las personas seropositivas.

Médicos del Mundo ha desarrollado esta iniciativa entre 2008 y 2015 en 16 ciudades española, entre ellas Bilbao, donde se ha mostrado como un claro complemento a los programas tradicionales de prueba rápida de VIH.

El programa se ha dirigido a personas en situación de prostitución, usuarios de drogas e inmigrantes en situación irregular. Gracias a estos test se han descubierto 72 nuevos diagnósticos. De ellos, casi un 60% fueron en hombres, un 33% en mujeres y casi un 7% en transexuales. Según datos del Ministerio de Sanidad, se estima que viven en España entre 130.000 y 160.000 personas con infección por el VIH, de las que entre el 25% y el 30% no están diagnosticadas. De ahí la importancia del diagnóstico precoz al que contribuye esta práctica, especialmente entre poblaciones vulnerables.

 La reforma sanitaria, un obstáculo también para prevenir el Sida

 La reforma sanitaria de 2012 ha dejado sin atención y sin acceso a los fármacos antirretrovirales a numerosas personas inmigrantes en situación administrativa irregular, con evidentes consecuencias negativas para su salud. Pero además, tiene consecuencias para la salud de toda la población, puesto que está demostrado que tratar a todas las personas con VIH evita la expansión del virus y es una de las claves para acabar con la epidemia.

Aunque la mayoría de las comunidades autónomas han apostado por seguir dando cobertura a las personas con VIH y otras enfermedades crónicas y transmisibles, siguen existiendo barreras para acceder al sistema sanitario público, entre otros motivos, por el efecto disuasorio que ha provocado la legislación.

 Un pacto de Estado, la urgencia

 Médicos del Mundo, como integrante de la Coordinadora Estatal de VIH/Sida (CESIDA), cree necesario un pacto de Estado frente a esta enfermedad, que combata también el estigma y la discriminación que provoca y lamenta la falta de campañas de prevención actuales. Un pacto en el que estén representados los gobiernos nacional y autonómicos, partidos políticos, sindicatos, patronal, las ONG y las universidades, para impulsar conjuntamente políticas de respuesta a la enfermedad y procesos de inclusión laboral de las personas contagiadas. Consideramos imprescindible aumentar la inversión y los recursos empleados en la prevención, la investigación, los tratamientos y la sensibilización social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *