Harresiak Apurtuz denuncia la campaña de acoso y criminalización que el Alcalde de Vitoria, Javier Maroto, está ejerciendo sobre las personas de origen marroquí y argelino que viven en el municipio

Ante las declaraciones de Javier Maroto del día de ayer en radio y recogidas hoy en prensa, se informa a la ciudadanía que:

-La integración es un proceso bidireccional que pretende la incorporación de las personas inmigrantes a la sociedad de llegada, desde el reconocimiento mutuo, en igualdad de derechos, obligaciones y trato. Requiere, por tanto, no sólo de una actitud positiva por parte del colectivo inmigrado sino de políticas públicas que la fomenten.

La Ley de Extranjería y la Ley de Asilo y Refugio son dos normativas estatales restrictivas que impiden la integración normalizada de cualquier colectivo migrado. Las CCAA y los municipios tienen la capacidad y la responsabilidad – legal y ética -, de normar a favor de la integración y convivencia de su ciudadanía. Sin embargo, desde el Ayuntamiento de Gasteiz no se hace más que modificar y (re)diseñar las políticas municipales de forma tal que fomentan la exclusión social, el racismo, la diferencia, la estigmatización y la criminalización de la pobreza. Esto no afecta a las personas inmigrantes, afecta a TODAS las personas que conviven en Gasteiz, que se encuentran en situación de desventaja; y atenta contra la cohesión social.

La ciudadanía de Gasteiz es a día de hoy un reflejo de la pluralidad del País Vasco y del Estado en general. En los últimos 15 años, la población extranjera ha contribuido a mantener el balance positivo general del País Vasco y no resulta escandalosa ni sorpresiva la distribución de nacionalidades en los Territorios Históricos. Araba cuenta con personas extranjeras de los tres grupos mayoritarios: Latinoamerica, Magreb y Unión Europea, en ese orden y sin cambios significativos desde hace más de 10 años. Además, son las necesidades laborales del territorio las que atraen a las personas inmigrantes y no otras circunstancias, tal y como afirma el Alcalde.

El sistema de protección social de Euskadi es una de las mayores riquezas con que cuenta el País Vasco y ningún/a legislador/a ni ciudadano/a debería permitirse ni permitírsele su cuestionamiento. Gracias a la protección social, Euskadi garantiza que las personas puedan contar con una vida más digna; con la igualdad de trato como principio fundamental del sistema y característica fundamental de las sociedades democráticas.

Cuestionamientos como los que emite el Alcalde Maroto no hace más que sembrar la duda sobre el sistema, sobre las personas a quienes protege y sobre la garantía que ofrece. No es cierto que haya una relación directa entre ayudas sociales e inmigración. No existe regulación alguna que priorice a la población de origen extranjero frente a la autóctona. Las personas inmigrantes viven fundamentalmente de su trabajo y contribuyen, de igual modo que la población autóctona, a través de sus cotizaciones a la Seguridad Social y de los impuestos- directos e indirectos- a mantener las recaudaciones que soportan los sistemas de protección social.

Finalmente, ha quedado en evidencia con las declaraciones del Alcalde Maroto, el uso de su posición privilegiada, como figura pública y política, para acceder a los medios de comunicación de masas, lanzar pensamientos individuales atribuyéndolos a la sociedad en general y no dejar caer sobre la mesa información sin base constatable aprovechando la oportunidad para hablar de todo, mezclar temas y mantener esa situación de tensión permanente que está caracterizando su legislatura.

El Alcalde conoce perfectamente el impacto de las declaraciones formuladas y cómo éstas acentúan los prejuicios hacia un parte de la ciudadanía de Gasteiz. Como Tercer Sector, como ciudadanas y ciudadanos activos de este municipio, exigimos el cese de este tipo de declaraciones públicas.

Harresiak Apurtuz seguirá luchando, conjuntamente con los colectivos sociales y las personas de Gasteiz, por la igualdad de derechos y no discriminación en el municipio. No callaremos ante las declaraciones realizadas; no justificamos las políticas de recortes sociales municipales y, por supuesto, no permitiremos que la inmigración y la xenofobia se conviertan en una herramienta para lograr votos.

Vitoria, 16 de julio de 2014

Harresiak Apurtuz, Coordinadora de ONG de Euskadi de Apoyo a Inmigrantes
http://www.harresiak.org
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *